Usos del ácido hialurónico en odontología

Dentista inyectando ácido hialurónico en la boca

Habitualmente se vincula el uso del ácido hialurónico únicamente a intereses estéticos, sin embargo el uso complementario a nivel de infiltración de labios puede ayudarnos a hacer una rehabilitación protésica dental más ligera en su estructura , proporcionando una mayor comodidad a nuestro paciente a la hora de llevar su prótesis.

¿Qué es el ácido hialurónico y cómo funciona?

El ácido hialurónico es una molécula que se encuentra en distintos tejidos del cuerpo humano como son la piel o el cartílago. Se trata de una sustancia que tiene una gran capacidad para retener agua y por tanto ayuda a esos tejidos a mantenerse hidratados y elásticos.

El ácido hialurónico es sintetizado de forma natural por el cuerpo humano, pero con la edad se pierde capacidad de producción, desprotegiendo a los tejidos y favoreciendo la aparición de arrugas y pérdida de turgencia de la piel. Este motivo hace que el uso del ácido hialurónico esté muy extendido en el campo de la estética, al margen de otras muchas aplicaciones como son problemas articulares, alteraciones oculares, bucales,…

¿Cuánto dura el efecto del ácido hialurónico?

La duración del ácido hialurónico depende de lo entramada que esté la molécula, haciendo que sea más fácil o difícil de reabsorber por el cuerpo humano. En función de esta característica durará desde un par de meses a más de un año. Además influyen las características individuales de cada persona.

Usos que la odontología da al ácido hialurónico

En odontología podemos usarlo para favorecer la cicatrización después de una cirugía o una úlcera en la boca. Además podemos ayudar a mejorar la estética perioral tras una rehabilitación con prótesis dentales, permitiendo una mejora global de la estética y el ánimo de nuestros pacientes. Igualmente una adecuada proyección de los tejidos puede ayudar a una vocalización más precisa.

En nuestra clínica, también lo usamos en tratamientos estéticos faciales como es la mesoterapia facial o relleno de arrugas , favoreciendo el rejuvenecimiento de nuestra piel en su globalidad incluso lo aplicamos en el tratamiento oftalmológico del ojo seco.

Estética dental con ácido hialurónico

A nivel de la estética dental, podemos infiltrar los labios con ácido hialurónico, lo que permitirá adecuar la proyección del labio, resaltando los distintos tratamientos dentales realizados. Pero no solo los labios son objeto de tratamiento, sino que podemos colocar hialurónico en el mentón u otras zonas, remodelando todo el tercio inferior de nuestra cara y consiguiendo realzar nuestra belleza potencial.

Otros artículos

Solicita tu cita para: Usos del ácido hialurónico en odontología

Rellena el formulario e indícanos tus datos y el día que deseas la cita, nosotros te contactaremos para confirmarte las horas disponibles para ese día.